Las Otras Religiones en Roma: Mitra.

Que en Roma podían convivir varias religiones a la vez es algo que ya hemos mencionado antes en La Romapedia, e incluso, con el trascurrir del tiempo, la propia religión oficial (Júpiter & Cia.) dejó de ser popular, y se mantuvo por cuestiones de estado, abandonada por los propios romanos que esperaban algo más de una religión que un conjunto de mitos que se contradecían en ocasiones. Esta búsqueda se centró sobre todo en las religiones de Oriente, mucho más desarrolladas y diferentes a la oficial romana. El culto a Isis, a dioses sin nombre, el cristianismo posteriormente… Roma aceptaba muchas religiones, aunque siempre tuvieron que respetar el culto imperial. Y en ese camino apareció un dios, Mitra, cuya religión llegó a Roma con fuerza gracias a su rápida extensión por las legiones romanas. ¿Quien era Mitra? Pues nadie termina de ponerse de acuerdo, y es que la principal característica de esta religión oriental es, a la vez, su principal inconveniente; era una religión esotérica e iniciática. Esto es, para entendernos, que solo aquellos iniciados en la propia religión, podían conocer de ella, y tenían el deber de mantener el secreto. Lo que sabemos es por terceros (generalmente escritores cristianos) y por los hallazgos arqueológicos. Ya veis, todo un reto.

Mitra sacrificando al toro sagrado, piedra angular de la iconografía del Mitraísmo.

Empecemos, si os perece, por contar la historia legendaria de Mitra; nació de una piedra un veinticinco de diciembre, y su padre (y a la sazón, Dios Padre) es Ahura Mazda, dios supremo del Zoroatrismo. Mitra nació en una cueva, y desde el primer momento portaba un gorro frigio, un cuchillo y una antorcha, y fue adorado por pastores, que fueron avisados por las estrellas. Algunas fuentes mencionan la existencia de una mula y un buey en la cueva. Después vagó cuarenta días por el desierto, y encontró en los montes al toro sagrado, el cual intentó domar, pero el galope salvaje del animal le hizo caer. Se mantuvo aferrado al toro durante mucho tiempo, arrastrándose por el suelo, hasta que el animal desfalleció. Entonces lo cargó al hombro y se lo llevó a su cueva. Estando allí un cuervo enviado por el Sol (habrá que entender por Ahura Mazda representado por el sol) le comunica que debe sacrificar al toro. Contra su voluntad (supongo que eso de que te arrastren kilómetros y kilómetros crea un vínculo afectivo especial, sobre todo cuando tu madre es una piedra y tu padre suele estar ausente), pero por el bien de la humanidad, lo sacrifica. De la sangre del toro brota vino, de la espalda sale trigo, y de su semen multitud de animales útiles para el hombre. A la vez aparecen animales vinculados al mitraísmo como son el perro – que se alimentará del grano -, el escorpión – que se agarrará al testículo del animal – y la serpiente.

Mitreo bajo la actual iglesia de San Clemente, Roma.

La religión se basó en una jerarquización férrea basada en el conocimiento de los misterios de Mitra, de este modo cuanto más involucrado estuviera la persona, mayor grado tendría y más secretos guardaría. Durante los ritos se realizaba un banquete sagrado con pan y vino, y se sacrificaba un toro (o cualquier otro animal). El rito de iniciación era por inmersión en agua o en la propia sangre del toro sacrificado, lo cual simboliza la muerte simbólica y la resurrección gracias a Mitra. Muchos autores han señalado la cantidad de paralelismo con la religión cristiana, en lo cual no creemos necesario entrar, pero para la persona interesada puede acudir a varias páginas por internet para verlo (Recomendamos tener espíritu critico para ello, pues muchas de las páginas no gozan de él precisamente…).

Representación del Sol Invicto.

Lo cierto es que, tras una rápida expansión e incluso convirtiéndose, tras ser asimilada y adaptada, en religión oficial del Imperio, bajo el nombre de Sol Invicto, cayó en desgracia para, finalmente caer en la clandestinidad bajó la nueva religión oficial del estado; el Cristianismo. El apoyo de numerosos emperadores paganos al Mitraísmo se puede explicar por su importancia en el seno del ejército (y a estos chicos armados había que tenerlos contentos), que además mantenía en cierta forma una disciplina entre sus seguidores y ayudaba a la gobernanza del Estado. Por todo el Imperio surgen los llamados Mitreos, sobre todo en la propia Roma, lo cual habla de su expansión y aceptación, pero cálculos hecho destacan que, pese a su expansión los seguidores siempre fueron minoría frente al total de la población.

Pero, a la vez que subió como la espuma, cayó rápido. Que no consiguiese ser realmente una religión de masas, mezclado con la prohibición de iniciar a las mujeres, puede darnos la clave de esta caída hasta su clandestinidad. Si fueron las mujeres las que provocaron su caída es algo que no podemos afirmar con seguridad, pero una religión exclusivamente masculina está llamada al fracaso en un mundo que, aunque no institucionalmente, las mujeres podían tener mucho poder.

Una gran cantidad de medicamentos existentes en línea por qué perder el tiempo de entrega y visitar la farmacia si ustedes son puede fácilmente comprar remedios sentarse en casa. Puede solicitar un remedio en línea para tratar el tratamiento agudo de los signos de artritis reumatoide o neuralgia del trigémino. Generalmente, tanto los hombres como las mujeres se ven afectados por disfunciones sexuales. Cuestiones como Comprar Kamagra Oral Jelly son muy populares ahora. ¿Qué debe usted estudiar acerca de “Kamagra“? Otras farmacias lo describen como Kamagra Oral Jelly De la India. Mientras que la disfunción eréctil no es necesariamente pesada, tal enfermedad es a menudo uno de los primeros signos de otras condiciones de salud subyacentes que pueden ser muy fuertes. La gente siempre debe pedir especialista en medicina sexualidad para el asesoramiento profesional sobre todo el asunto. No olvide, la mejor manera de evitar medicamentos falsos es comprar medicamentos recetados como Kamagra de tener un sitio web de buena reputación con el que está relajado.

One Comment

on “Las Otras Religiones en Roma: Mitra.
One Comment on “Las Otras Religiones en Roma: Mitra.
  1. Pingback: La Romanización II: La “Contra-Romanización” « La Romapedia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *